American Factory

Cine para pensar el mundo del futuro que es ahora ya. En 2014, la compañía china de fabricación de vidrio para autos Fuyao abrió una fábrica en una planta abandonada de GM en Dayton, Ohio. Miles de desempleados recuperaron sus trabajos luego de la crisis del 2008. Íntimo y épico es un bello ejemplo para reconocer las consecuencias del capitalismo clásico estadounidense y su renovación con el capitalismo chino en el corazón del imperio gringo. Vemos cómo la economía capitalista nos conduce. Da para entender a Marx quien propugnaba por invertir esa relación entre economía y nosotros. La idea de que el trabajador se apropie de los medios de producción son esquemas colectivos de apropiación para que un determinado grupo pueda gerencial producción, mercado y distribución. En Rusia no se consiguió por una razón simple, al igual que en China, se estatizó, se centralizó el desarrollo industrial y tecnológico con el vestido del socialismo. Desaparecida la URSS surge con el neoliberalismo una plutocracia con planes de ir hacia la utopía del socialismo. (Notamos que el individualismo cruel y la conducta suicida en USA jamás se verán en China precisamente por esa guardia estricta para que no sobrevengan). Los llamados satélites tomaron la vía dictatorial en una simbiosis con la democracia burguesa para disipar con los fantasmas de que hablaba Marx los siglos de control burgués. Las dictaduras de izquierda buscan eliminar desde el punto de vista económico la plusvalía, y desde el punto de vista espiritual y filosófico el fetiche de la mercancía y del dinero. La idea es montar un modo de vivir donde el ser humano pueda controlar la economía y no que esta lo continúe a reducir a la condición de esclavo –como es siempre el plan de la derecha absolutista–. Sabemos que el capitalismo no es natural a la condición humana, y que caerá como cayó el feudalismo. Pues bien, lo mejor que muestra el documental es la reificación de la conciencia que es una de las grandes contradicciones expuestas por Marx con la alienación que somete al individuo; eso se destaca en el momento en que la empresa china se niega a la creación de un sindicato, se van a votación y la mayoría decide que no quieren sindicato, y es como vemos más claro que mediante la ideología de dominación el capitalismo consigue mantener el apoyo de los trabajadores que muestran una conciencia contradictoria. En Netflix.

HHHHH Género: documental. Duración: 110 minutos.

Mantente informado

Recibe en tu correo actualizaciones diarias
de las noticias mas importantes de la actualidad.

Compartir
Noticia anteriorEl derecho a la cultura
Noticia siguienteLlegan más integrantes de las Reinas del Caribe